La Canacar advirtió que el nuevo acuerdo comercial afectaría a tres mil 800 empresas que operan 400 mil unidades con afectaciones a pequeñas y medianas empresas

La Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) celebró la ratificación del Tratado comercial entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), aunque señaló que con este acuerdo el sector que representa queda muy desfavorecido.

En conferencia de prensa, el vicepresidente Ejecutivo de la Canacar, Refugio Muñoz López, dijo que por segunda vez la industria del autotransporte, dentro de este acuerdo, quedó en desventaja “como ocurrió hace 25 años”.

Nuestro sector no fue tratado de manera equitativa en el texto que se negoció finalmente entre los tres gobiernos: sí entendemos que la negociación fue muy complicada. Entendemos que en una negociación no se gana el 100 por ciento y seguramente en esta debe haber algunos sacrificios para lograr lo que se logró”.

Muñoz López explicó que la Canacar no habló antes públicamente sobre el tema, porque no quisieron ser “irresponsables” y de que en algún momento se les culpara por no llegar a un buen fin.

“Hoy que el Senado ratificó en sus términos el T-MEC, es justo que también expresemos cómo nos fue en la negociación y desafortunadamente al igual que en el TLCAN fuimos utilizados como moneda de cambio”, apuntó.

Muñoz López refirió que en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) de manera unilateral México cedió una parte importante del mercado del autotransporte en México, “que fueron los servicios de paquetería y mensajería”.

Subrayó que “de nueva cuenta los negociadores mexicanos, a quienes reconocemos el esfuerzo que hicieron, aceptaron y cedieron a las presiones”.

Otra vez, expuso, a través de su gobierno, el sindicato estadounidense incorporó un texto en el T-MEC en donde se reserva el gobierno de Estados Unidos el derecho de cancelar los permisos que ya haya otorgado a empresas mexicanas para servicios de largo recorrido, es decir, aquellos que van más allá de la zona comercial y también se reserva el derecho de no dar nuevos permisos.

“Lo más grave es que esa reserva solo la otorga el gobierno de Estados Unidos para el autotransporte mexicano, ni siquiera para el transporte canadiense, y lo que es todavía más más grave es que esa misma reserva no la estableció el gobierno mexicano para el autotransporte proveniente de Estados Unidos”, dijo.

El vicepresidente de la Canacar sostuvo que para apoyar a este sector, sobre todo a las pequeñas y medianas empresas, la Cámara se pronunció por el trabajo conjunto con el gobierno para diseñar un programa específico para impulsar la competitividad del autotransporte de carga.

El nuevo acuerdo comercial, resaltó, afectaría a tres mil 800 empresas que operan 400 mil unidades, y que atienden importaciones y exportaciones en la frontera con Estados Unidos, lo que se traduciría en afectaciones para las pequeñas y medianas empresas.

Con información de Notimex

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí